Medición de control de las tuberías

Un gran operador de tuberías estaba buscando un instrumento de control para una tubería de etileno, para controlar un instrumento de orificio en un punto de transferencia vigilado.

Como prácticamente no había ninguna tubería recta en que trabajar, una prueba de cuatro meses con el flujómetro de producto único FLEXIM (configuración de haz doble) se ha demostrado capaz de generar una medición del flujo consistente y altamente repetible, además de precisa.

Además, el flujómetro HPI ha podido detectar la falla de un sensor de presión de compensación del flujo, que causaba picos en el flujómetro de referencia. Esta prueba exitosa ha llevado a la instalación permanente de varios flujómetros en la planta de etileno.

Ventajas

  • Instrumento de control ideal en los puntos de transferencia vigilados – estabilidad en el punto cero, ninguna deriva
  • Prestaciones excelentes en condiciones de flujo no ideales
  • Capacidad del flujo bi-direccional – bajo coste de instalación

Dispositivos relacionados